Welcome to the all-new Vetlearn

  • Vetlearn is becoming part of NAVC VetFolio.
    Starting in January 2015, Compendium and
    Veterinary Technician articles will be available on
    NAVC VetFolio. VetFolio subscribers will have
    access to not only the journals, but also:
  • Over 500 hours of CE
  • Community forums to discuss tough cases
    and networking with your peers
  • Three years of select NAVC Conference
    Proceedings
  • Free webinars for the entire healthcare team

To access Vetlearn, you must first sign in or register.

registernow

  Sign up now for:
Become a Member

Reference Desk

Peligros para Mascotas Durante las Fiestas

    Acerca de las Guías de Cuidado

    Estas guías de cuidado han sido escritas para ayudar a sus clientes a entender las condiciones comunes, exámenes instrumentales o de laboratorio y procedimientos así como ofrecer información básica sobre el cuidado de su mascota. Estas están basadas en información documentada, recomendaciones y guías en uso en los Estados Unidos al momento en que fueron escritas. Las recomendaciones de uso de productos farmacéuticos están basadas en productos en el mercado de salud animal de los Estados Unidos. Use el botón Bajar la Separata (Download Handout) para generar una impresión PDF para imprimir o enviar como adjunto en correos electrónicos a sus clientes.

    • Los alimentos peligrosos incluyen caramelos sin azúcar y goma de mascar (que pueden contener xilitol), las pasas y las nueces de macadamia (a menudo en mezclas de nueces, galletas y dulces), uvas, masa para pan, café y alcohol.
    • Entre las plantas peligrosas se encuentran los arbustos de muérdago, arbustos y bayas de acebo, aloe, lirios, respiración de bebé, ave del paraíso, margaritas y crisantemos.
    • Otros peligros de interiores y exteriores incluyen los cables eléctricos, algunas decoraciones navideñas, anticongelante, llamas abiertas (como las velas y chimeneas) y productos para derretir el hielo.
    • Si sospecha que su mascota ha comido o bebido algo tóxico, llame a su veterinario o el Centro de Control de Envenenamiento Animal (888-426-4435).

    Para la familia promedio, las fiestas pueden ser alegres, pero están lejos de ser tranquilas. Mientras todo el mundo está corriendo, de compras y divirtiéndose, las mascotas se quedan a veces solas y con riesgo de hacer travesuras y causar problemas más graves.

    A pesar de todas las precauciones posibles, los accidentes pueden suceder. Estas son algunas de las cosas más comunes a tener en cuenta, y algunos consejos sobre qué hacer si las precauciones no son suficientes para evitar un problema.

    Peligros dentro de casa en las fiestas

    Plantas peligrosas: La flor de pascua, hace algun tiempo, el ejemplo de la planta tóxica en decoraciones navideñas, todavía se considera venenosa, pero probablemente no es mortal en la mayoría de los casos. Sin embargo, algunas otras plantas y flores de interior, deben añadirse a la lista de cosas para mantener lejos de sus mascotas. Estos incluyen el muérdago, algunas plantas de hoja perenne (como algunas especies de pino), arbustos y bayas de acebo, aloe, y algunas plantas que se encuentran comúnmente en los arreglos florales, como lirios, respiración de bebé, aves del paraíso, margaritas y crisantemos.

    Alimentos peligrosos: Al igual que flores de pascua, el chocolate una vez tuvo la fama de ser la peor cosa que su perro podía comer durante las fiestas. La mala noticia es que el chocolate es todavía muy peligroso y todavía debe ser evitado, pero la buena noticia es que la mayoría de la gente ya lo sabe. Sólo recuerda que (1) el chocolate más oscuro es potencialmente más tóxico que el chocolate con leche o chocolate blanco y (2) mientras más pequeño es el perro y mayor es la cantidad de chocolate, más probable es que haya problemas. Así que si su perro Labrador de 45 Kg. come un solo Hershey Kiss, no se preocupe, pero si el caniche mini de 2 Kg. come algunos bocados de chocolate para hornear o chocolate oscuro, llame por teléfono a su veterinario o al Centro de Control de Envenenamiento Animal de la ASPCA (888-426-4435; habrá un costo) para saber qué hacer.

    Otros alimentos de las fiestas potencialmente peligrosos incluyen caramelos sin azúcar y goma de mascar (que pueden contener xilitol), las pasas y las nueces de macadamia (a menudo en mezclas del nueces, galletas y dulces), uvas, masa para pan, café y alcohol.

    Alimentos ordinarios: Sí, incluso el pollo, pavo, carne de res, jamón y otros alimentos "regulares" (incluyendo los que contienen cebolla o ajo) pueden enfermar a las mascotas. Los huesos son muy malos para una mascota. Sin embargo, su perro o gato no tiene que comer huesos o comer de la basura para tener problemas. A menudo, los invitados bien intencionados dan comida de la mesa a las mascotas, pensando que compartir es algo bueno. Por desgracia, incluso una pequeña cantidad de comida de la mesa puede causar vómitos o diarrea, y algunos alimentos pueden causar pancreatitis (una inflamación potencialmente mortal del páncreas). Si su mascota pide comida de la mesa, considere mantenerla en otro cuarto cuando todo el mundo esté comiendo. Las mascotas pueden compartir las fiestas con usted sin estar bajo la mesa del comedor.

    Golosinas y juguetes nuevos: Incluso golosinas para que las mascotas mastiquen (como cuero crudo y golosinas de charqui) a veces puede causar malestar estomacal si la golosina es nueva para su mascota. Es divertido dar a las mascotas un calcetín navideño relleno de juguetes y golosinas, pero antes de dejar que su mascota coma todo en el calcetín, elija los artículos que son nuevos o diferentes. Dele sólo uno de ellos a la vez (mejor separados por unos cuantos días). Si su mascota experiencia vómitos, diarrea u otros problemas después de comer una golosina de las fiestas, será más fácil saber cuál era y suspender la misma. Si la enfermedad es severa (episodios repetidos de vómito o diarrea en un solo día) y acompañado de letargo (cansancio) o signos de dolor, o si persiste por más de un día, llame a su veterinario.

    Los juguetes nuevos también deben ser revisados en busca de piezas pequeñas que puedan ser mordidas o rotas y tragadas; bordes filosos, y otros peligros potenciales.

    Decoraciones: El oropel, cabello de ángel, adornos para el árbol, lazos, cuerdas, guirnaldas y otros adornos pueden ser irresistibles para las mascotas, pero muy peligrosos. Si su mascota come algo de esto, algunos de los posibles problemas que puede tener son daño intestinal y bloqueos. Si estos artículos no pueden ser eliminados de la casa, manténgalos lejos de las mascotas–especialmente cuando las mascotas están solas. Incluso los árboles de Navidad pueden presentar un peligro. Las mascotas pueden comerse las agujas (incluso de los árboles artificiales) o beber el agua de la base del árbol, que puede ser tóxico (especialmente si contiene conservantes). Las luces decorativas pueden calentarse lo suficiente como para quemar a una mascota, así que es mejor mantenerlas fuera de su alcance también.

    Los cables eléctricos y enchufes: Una mascota puede sufrir electrocución, quemaduras de la boca y lesiones potencialmente mortales en el cerebro y los pulmones, si él o ella muerde un cable eléctrico. Mantenga los cables fuera del paso y cubra los tomacorrientes no utilizados. Además, no deje baterías en una mesa (donde su mascota las puede encontrar), y recójalas si se caen al suelo.

    Superficies calientes y llamas abiertas: Las chimeneas, estufas de leña, velas y calentadores portátiles son sólo unos cuantos de los peligros de los que debe mantener a sus mascotas alejadas (o por lo menos vigilar cuando ellas estén cerca). Las mascotas no sólo pueden quemarse, sino que las velas o calentadores puedan ser tumbados y provocar un incendio. Además, no se olvide de comprobar los detectores de humo y de monóxido de carbono para asegurarse de que funcionen correctamente.

    Peligros al aire libre durante las fiestas

    Muchos peligros al aire libre durante las fiestas están relacionados con los peligros regulares de invierno. Dependiendo de donde viva usted, sus mascotas pueden no estar expuestas a todos estos peligros potenciales. Pero no descarte el riesgo de su mascota antes de leer lo siguiente.

    Decoraciones festivas exteriores: Los cables de extensión, las luces (que pueden calentarse mucho), las decoraciones que cuelgan lo suficientemente bajo como para ser mordidas, y las decoraciones que se pueden caer o ser soplados por el viento son sólo algunas de las amenazas que aguardan a su mascota fuera y alrededor de su casa. No se olvide de revisar las decoraciones relacionadas con alimentos (como las calabazas y mazorcas de maíz) con regularidad. Las mascotas pueden comer estos artículos, incluso después de haber comenzado a podrirse.

    Las temperaturas bajas: A medida que la temperatura exterior empieza a disminuir y usted se prepara para un clima más frío, es importante también preparar a su mascota para el invierno. Incluso las mascotas que están acostumbradas a estar al aire libre son susceptibles a la congelación y la hipotermia (baja temperatura corporal). Las mascotas que viven fuera de casa necesitan un refugio adecuado contra el viento, la lluvia y el frío. Deben tener agua fresca, no congelada disponible en todo momento. Se pueden utilizar platos con calefacción para evitar que el agua se congele. Si una fuente de electricidad no está disponible, el agua debe mantenerse en un espacio cubierto y cerrado para evitar que se congelen rápidamente. Si su mascota tiene una casa de perro o iglú, asegúrese de que el interior está aislado. Los tapetes climatizados para mascotas, junto con una buena capa de paja, son una opción que puede ayudar a mantener a su mascota abrigada y confortable. Es importante utilizar sólo productos de calefacción que están aprobados para mascotas.

    Los gatos que viven al aire libre pueden buscar calor bajo el capó de los autos y pueden ser heridos o muertos por la correa del ventilador del auto. Antes de entrar en su auto, golpee con fuerza el capó para asegurarse de que un gato no se esconde debajo.

    Las mascotas que viven fuera de casa deben tener la posibilidad de entrar cuando quieran. Los animales viejos o enfermos deben mantenerse en el interior en lo posible y ser observados de cerca para detectar signos de enfermedad. Si se emiten advertencias de tormentas invernales severas o alertas de clima frío extremo y se recomienda que los seres humanos permanezcan dentro de casa en su zona, sería una buena idea traer a sus mascotas dentro de casa, también. Si eso no es posible, un garaje o antesala pueden dar suficiente cobijo en algunos casos. Sin embargo, si tiene costumbre de encender el auto en el garaje para que se caliente antes de ir al trabajo por la mañana, tenga en cuenta que sus mascotas puede sufrir envenenamiento por monóxido de carbono si están encerradas en un garaje con un auto en marcha (o si son dejadas en un auto con el motor en marcha).

    Anticongelante: También conocido como etilenglicol, el anticongelante es probablemente una de las toxinas de invierno más comunes y peligrosas. El anticongelante es altamente tóxico, y las mascotas a veces son atraídas por su olor y sabor dulce. Una vez que la mascota bebe el anticongelante, la toxina se absorbe rápidamente, y signos como vómitos, pérdida de coordinación y depresión pueden aparecer dentro de 1 hora. Los riñones son los más gravemente afectados por el anticongelante, e incluso si los signos comienzan a mejorar con el tratamiento, los riñones pueden ya haber comenzado a dejar de funcionar. La insuficiencia renal aguda puede ocurrir dentro de 24 a 36 horas después de la ingestión de anticongelante, así que es importante llevar a su mascota al veterinario inmediatamente si sospecha que ha bebido incluso una pequeña cantidad de anticongelante.

    El metanol, que se encuentra en el líquido limpiaparabrisas, también es tóxico para las mascotas. Igualmente, el isopropanol, que se encuentran comúnmente en gel desinfectante para las manos, los productos para deshielo del parabrisas, y alcohol.

    La sal y los químicos para derretir hielo: Las mascotas que caminan por las aceras o caminos que han sido deshelados puede tener las patas agrietadas, secas, y dolorosas. También, ya que los animales (especialmente los gatos) tienden a lamerse las patas, pueden estar expuestos a productos químicos tóxicos que se encuentran en los productos para derretir hielo. Se puede comprar productos para derretir hielo, inocuos para mascotas, en la mayoría de tiendas para el hogar y tiendas de mascotas. Sin embargo, probablemente no todos en el vecindario utilizan estos productos, así que es importante lavar las patas de su mascota con un paño tibio después de que él o ella vengan de estar afuera.

    ¿Qué hacer si le pasa algo

    Si su mascota ha comido algo peligroso, lo primero que debe hacer es mantener la calma. Su veterinario necesitará saber todos los detalles posibles: ¿cuánto comió, hace cuánto tiempo, y cuáles fueron los ingredientes? No espere a que su mascota muestre signos de enfermedad antes de llamar para pedir ayuda. En algunos casos, para el momento en que la mascota se ven enferma, ya ha ocurrido daño irreparable. Incluso si usted no está absolutamente seguro de que su mascota comió algo, es mejor llamar para pedir consejo. Si su veterinario no está disponible, usted se puede poner en contacto con el Centro de Control de Envenenamiento de la ASPCA (Sociedad Americana para la Prevención de la Crueldad contra los Animales) al 888-426-4435. Puede haber un costo por el consejo, pero esta organización tiene amplia información sobre los artículos y sustancias que son tóxicas para las mascotas. También puede visitar la página web de la ASPCA

    http://www.aspca.org/pet-care/poison-control para más información.

    Las fiestas pueden ser agitadas y agotadoras, pero en medio de las correrias, trate de prestar atención a su mascota por lo menos unas cuantas veces al día. Asegúrese de que él o ella esté comiendo y bebiendo, y, si es posible, observe su nivel de actividad, micción y defecación de modo que la diarrea o cualquier otro cambio se pueda detectar lo antes posible. Si observa cualquier signo de enfermedad, como la pérdida del apetito, vómitos, diarrea, cansancio o malestar, consulte con su veterinario.

    didyouknow

    Did you know... The mechanisms of thrombus formation and risk factors involved vary between arteries and veins; therefore, so do treatment strategies.Read More

    These Care Guides are written to help your clients understand common conditions. They are formatted to print and give to your clients for their information.

    Stay on top of all our latest content — sign up for the Vetlearn newsletters.
    • More
    Subscribe